19 octubre 2006

Haciéndome la película

Entré al cine y me acomodé de manera estratégica en una de las butacas del medio.
Algunas luces se apagaron y me recosté hacia atrás.
Un amor, un desencuentro, la ruptura...
Mis lágrimas brotaron al sentirme protagonista de la desventura.
Mucha velocidad, el vértigo en la cara, y una frase fuera de contexto.
Solté una carcajada que se confundió con las antiguas gotas de sal.
El paisaje era realmente hermoso detrás de la ventana.
Descorchaban una buena botella y el aroma llegaba a mi alma.

Las imágenes se iban sucediendo una detrás de la otra.
Mis sentimientos se iban mezclando con cada escena.
Traté de calmarme...

Las publicidades habían terminado y ya comenzaba la película elegida.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Ansiosos sentimientos; anhelo de safisfacción (gracias, Massacre)?

No hay nada como hacerse la pelicula. En la mia, actualmente, soy el protagonista de una aventura difusa: una mezcla de policial negro frances con algunos dialogos de Casablanca (We allways have Paris) y Eterno Resplandor de una Mente sin Recuerdos. ¿Por que no existe carajo Lacuna????????

Excelente, Gasper.

Marcelo dijo...

la vida es una película, por lo menos espero que sea así para mi jeje
está bueno de vez en cuando hacerse la película mientras no te encuentres con algun Freddy o Jason que te complique la fantasía de When a man loves a woman...

abrazo de rodaje

ALEJANDRO LAVALLE dijo...

Buenísimo, Gasper.

Me embola mucho cuando voy al cine y tengo que esperar 20 minutos de que me vendan cosas, antes de ver la película. ¿En mi entrada me cobran todos los chivos también?

Abrazo

Clarice Baricco dijo...

Soy amante del cine, así que llegar a tu casa y encontrarme con unas letras cinéfilas, ha sido lindo, sobre todo el toque a tu sentido del humor.

Emotivo el texto a tu hijo.

Agradecida.

Saludos...

Gasper dijo...

JIVA:
Nunca escuché a Massacre, ¿me estoy perdiendo de algo?
No importa que tipo de película sea nuestra vida. Lo importante es que seamos plenos protagonistas y no un actor de reparto.
De ser así sería la peli más triste del mundo.


Marcelo:
No tengo la menor duda (ni una mínima pizquita) de que las pelis rodarán en tu vida, serán parte de tu vida, y finalmente, serán tu vida.

(Y si querés tener un actor fetiche...)


Alejandro:
Supongo que la vida también es eso, una gran publicidad.
Como también pasa con las delicias del cielo o el encanto del infierno.
(y entre nosotros... Yo trato de llegar temprano al cine para ver las publicidades, jajajaja)


Clarice:
Me alegro que hayas encontrado por acá algo para seguir amando.
Y te agradezco el comentario sobre el texto a Fede.

La verdad es que me hiciste sentir un buen anfitrión, casi de película.

MatiasHernan dijo...

Gasper, primera vez que firmo en su Blog. Para todo hay una primera vez dicen.
Espero que este comentario no sea parte de una pelicula de ciencia ficción pero que si sea legitimo y real.
Justamente recién llegué de ver una pelicula, y me senti bastante relacionado con su escrito, pero me voy despidiendo porque son las 5 de la mañana y ya los pajaros están cantando...¡Que bajón!

nadaquedemostrar dijo...

...tu inesperado final me ha hecho reir...me encantó!

Checha dijo...

Me encantó, me gustó mucho leerte, y me recordó a mi, si tenés tiempo pasá:

http://chechania.blogspot.com/2006_07_01_chechania_archive.html

Besote!

Gasper dijo...

Matías:
Gracias por su primera vez (en este blog, claro), y no se preocupe por el horario ya que los pájaritos, por alguna muy extraña razón, siempre cantan cuando volvemos de algún lugar maravilloso.


Nadaquedemostrar:
Me alegro mucho por la risa inesperada.
("La risa inesperada", vaya título para una peli).


Checha:
Gracias por tutti.
Te cuento que tuve tiempo (en el intervalo) y fui a buscar con precisión el lugar recomendado... y no lo encontré.
Pero entre todo lo que leí me pareció acorde el de Trinity y las pelis pensadas para nuestras propias vidas.

Anónimo dijo...

y..como te digo..disfruto tanto antes de la peli, como durante y como después...(salvo las tristes eso si, esas las sufro,por eso las evito...)

Gasper dijo...

Lis: Es que la salida al cine comienza a disfrutarse desde que se elige la peli con la ayuda del dedo señalador, y termina con los comentarios que se realizan con un trago de por medio o en el camino de regreso a casa.

Te mando un beso

WOLF dijo...

Que lindo, la sensación del cine, el aroma, aunque ya no me acuerdo mucho, creo que la ultima vez que fui era mudo y en blanco y negro. Como le dije en unos de los primeros textos que linda es la tecnología, como por ejemplo el DVD, que hace que no salgamos de casa y no disfrutemos de esas pantallotas (salvo que tenga un plasma de 52”).
Un abrazo Gasper.
WOLF

Emmanuel dijo...

Hace falta que todas terminen igual? O que el desenlace sea anunciado? Al fin y al cabo en algun momento me voy a enterar... The End!

Gasper dijo...

Wolf:
Aahhh... Un plasma de 52"
(y después dicen que el tamaño no es importante)
Bueno, le cuento que si tiene la oportunidad de desembolsar varios billetes e ir al cine, se va a encontrar con más tecnología de la que pueda llegar a creer.
Si hasta el mono parece de verdad!!!

Emmanuel:
Quizás la solución es que pidas un descuento para irte diez minutos antes del final.
O mirá "Memento" y listo.